29 de octubre de 2010

Día de muertos

En unos días se rinde homenaje a nuestros difuntos. Todos los Santos en España, Día de muertos en México. La forma que tiene el pueblo mexicano de recordarlos es juntarse con la familia y hacer una visita al cementerio donde estén reposando nuestros seres queridos. Sólo que ellos van un poco más allá y (al menos la forma más tradicional que yo conozca) preparan un pequeño altar a la persona/s ausentes.Básicamente se preparan junto a unas fotografías de la persona, una serie de objetos del difunto, frutos, alimentos que le gustaban, cigarrillos si fumaba, tequila si le gustaba beber, etc.

Además pueden haber velas, agua, inciensos y como no, el símbolo de la muerte por antonomasia, calaveras. Son de azúcar. Está muy compacto y decorado de colores. Las calaveras o calacas son motivo de un post sólo para ellas.

En cualquier caso, el culto a la muerte, tiene en México un tono muy diferente al español. En España, lo siento de respeto, casi casi de miedo. La muerte en México, no digo que no sea así pero si se vive con "otra cara". Hasta con cierta alegría.
Las calaveras de azúcar, por ejemplo, vienen un poco a simbolizar esto. Tu me quitaste a mi esposo, ahora te como a ti!. Ñaam!
Junto a este altar, se cuentan anécdotas del difunto, se rememoran situaciones, se brinda por ellos y finalmente como bien dije antes, se acaba riendo.




Este es el altar que hemos montado en casa. Es pequeñin, pero bien cuco, eh?