8 de junio de 2011

Como preparar pozole

Quizás uno de los platos de la cocina mexicana menos conocido fuera de México sea el pozole.
Es una comida caliente que se toma durante todo el año. Y bien curioso porque se come en toda la república, de norte a sur precisamente en lugares muy calurosos. Se podría decir que está entre un caldo y un cocido español. Está hecho a base de caldo de carne de cerdo y os mostraré como prepararlo facilmente.

Ingredientes básicos:

  • Careta de cerdo
  • Cabezada (500gr)
  • Maíz pozolero (es blanco y mas grande que el común)
  • Agua y sal
Acompañamientos:
  • orégano
  • aguacate
  • torreznos (corteza de cerdo)
  • lechuga
  • rábanos
  • cebolla
  • lima
Opcional:
  • tostadas de maíz
  • nata espesa

En una olla con abundante agua y una cucharada de sal, meteremos la careta y la cabezada de cerdo. Dejaremos que se cueza bien la carne y que reduzca el caldo.


Una vez esté hecho, retiramos la carne  y reservamos el caldo.
Por otro lado, necesitaremos deshebrar la cabezada, como se ve en la foto.



En otra olla pondremos también a hervir agua con el maíz pozolero. No hará falta echarle sal. Este maíz es bastante duro y necesitará estar como una hora cociéndose. Notaremos que ya esta hecho cuando haya aumentado su tamaño y este abierto en forma de flor. Digamos que revienta cuando ya esta cocido.


En este punto, ya tenemos la base principal del plato. Podemos agregar al caldo la carne deshebrada y el maíz pozolero y darle un ultimo hervor para que se mezclen bien los colores y sabores :)

Ahora prepararemos el resto de ingredientes. Picaremos la lechuga en juliana, los rábanos y aguacates en laminas y la cebolla picada en dados. Las limas las partiremos en varias mitades.

Podemos pasar a emplatar y servir de la siguiente manera:
en un plato hondo servimos el caldo (que ya tiene la carne y el maíz) y echaremos una pizca de orégano, un poco de lechuga, rábanos, cebolla, torreznos y aguacate al gusto. Por último un chorrito de lima de tal manera que el plato tiene un aspecto como el de la fotografía.


Si se dispone de tortillas de maiz tostadas, se puede acompañar el plato untando un poco de nata en la misma y pizca de sal. Y si no, un poco de pan tampoco estará de más ;)


Ya me contareis que tal os ha salido y ... como suelo decir, suerte en la cocina !!